Fuego amigo

Mientras la delegación oficial en Cuba permanece hermética, en Colombia el ministro de Defensa y los militares no cesan de recordarnos que esa gente, con la que el presidente quiere firmar un pacto, no es de confiar.

http://www.semana.com/opinion/fuego-amigo/189111-3.aspx