Foto: Justapaz/ Octubre 11 de 2017

Colombia día a día está registrando el asesinato de líderes sociales y defensores de derechos humanos, desde hace varios meses ¡PACÍFISTA! ha hecho el conteo y a la fecha ha contabilizado 53 casos de líderes muertos, sumado a esto el pasado 5 de octubre se evidenció lo que hoy conocemos como “La Masacre de Tumaco”.

La Masacre de Tumaco abrió un debate profundo, no sólo de contenido sino de forma en lo que respecta al uso desmedido de la fuerza, tanto del Ejército colombiano como de la Policía, y es por ello que en el programa radial de Sintonízate con la Paz del pasado 11 de octubre se intentó dar respuesta al debate.

Por un lado en la editorial a cargo de Henry Cuervo, socio fundador de la Corporación Nuevo Arco Iris, Comunicador social especialista en DDHH y DIH, plantea algunos puntos clave para desarrollar no sólo en el programa sino a nivel nacional, teniendo en cuenta lo ocurrido en Nariño situación en que la que Fuerza Pública arremetió contra los campesinos que no estaban permitiendo la erradicación forzada en su territorio. En dicho enfrentamiento murieron campesinos y quedaron otros tantos heridos, culpa confirmada por la Defensoría del Pueblo por medio de un comunicado.

Entre los puntos está que se debe revisar, por un lado, quiénes son los que ocasionaron estos asesinatos y, por otro lado, quién de los altos mandos dio la orden de disparar, revisar de igual forma el por qué desde la institucionalidad se entregan falsas comunicaciones, tergiversando la información a opinión pública, y finalmente revisar el verdadero papel de la Fuerza Pública en un pos acuerdo, entendiendo que en una ‘época de paz’ dicha Fuerza en vez de aumentar debería disminuir y así “las fuerzas militares tienen que empezar a jugar su papel de la seguridad de soberanía nacional”, afirma Cuervo.

Entre los invitados al programa estuvo Abilio Peña, teólogo y filósofo, miembro del Diálogo Intereclesial por la Paz –DiPaz-. En su intervención Peña afirma que «lo que quedó gravemente herida fue la verdad y la confianza con institucionalidad» porque, y en afinidad con lo manifestado en la editorial, lo ocurrido en Tumaco no sólo es el accionar de la policía de sino de quienes dieron la orden en los altos mandos, así como la Policía es culpable de dicha Masacre, también lo es el Ejército por no evitarlo. Peña expone que la tarea de la institucionalidad, a corto plazo es: depurar fuerza pública; corregir comunicados que mienten y suspender operativos de erradicación forzada.

Otro de los invitados fue Jesús Alarcón Burbano, Coordinador Territorial de ADEL Nariño y quien hizo parte del proyecto Justicia Local. Por su parte Alarcón hace un análisis de los hechos ya relatados, de lo que le espera al país y de lo que necesita Nariño diciendo que antes de lo vivido en Tumaco, el 5 de octubre, se reunieron integrantes y autoridades de los municipios entre Gobierno, Afro, Campesinos e Indígenas, reunión en la que se presentaron denuncias de los hechos graves de la fuerza que están tomando grupos armados, con sus amenazas, extorciones y de más, que han llegado a copar las zonas que han abandonado las Farc. Jesús hace un llamado a la lucha contra el paramilitarismo que ha afectado a 16 municipios de la región.

Así mismo Jesús Alarcón habla de dos propuestas de lo que se debe hacer con la Fuerza Pública luego de lo ocurrido en el país. Por un lado el Gobierno debe parar la erradicación forzosa y aplicar lo estipulado en el Acuerdo de Paz con las Farc, ‘ese proceso no está andando y es importantísimo que el Gobierno responda’ y, por otro lado, que tengan en cuenta a las regiones para que sean ellos mismo los que propongan las soluciones debido a que son ellos los que saben qué es los que más les sirve y conviene a sus tierras.

Finalmente Vicente Otero, miembro del CRIC habla del contexto de violencia en el que ha estado sumido el Cauca. Así mismo expone lo que se ha hablado dentro de las reuniones que han tenido con otras entidades indígenas y el Gobierno, lo que ha ocurrido con esas mesas y las negociaciones en las que hay una agenda por cumplir pero se reitera el incumplimiento por parte del Gobierno. Explica cuál es la lucha de los pueblos indígenas y campesinos y por qué se mantienen en esta lucha de tierra y de solicitud de garantía de derechos humanos. “El papel de la fuerza pública debe garantizar la seguridad de los colombianos y para eso es que están”, dice Vicente.

Los pueblos indígenas están comprometidos con la paz pero también necesitan que ésta sea una paz desde el Estado con hechos reales donde no se discrimine ni menos se asesine”, Vicente Otero

***
Este y todos los programas son re-transmitidos en Caucasia, Facatativá, Pasto, Cali, Bogotá, Puerto Wilches y en los departamentos de Boyacá, Magdalena, Caldas, Sucre, Chocó, Antioquia, Cundinamarca, Bolívar y Caquetá.

Para conocer todos los pronunciamientos, escuche el programa completo a continuación. Para participar en cada transmisión, puede hacerlo por medio de las redes sociales. La cuenta oficial en Twitter del programa es @SintonizateCP y las cuentas aliadas al programa son @NuevoARC, @justapaz_col, @Redprodepaz, @UniminutoRadio, @fablp76 y @EscenarioUSTA, también puede escribir al correo electrónico programasintonizate@gmail.com.

Recuerde sintonizarnos todos los miércoles de 9:00 A.M a 10:00 A.M en vivo por  Escenario Radio