Desde el Comité de Solidaridad de la Central Unitaria de Trabajadores –CUT- se llama a “LA CONVERGENCIA POR LA PAZ DEL VALLE DEL CAUCA”, mencionando el incumplimiento de los Acuerdos por parte del Gobierno y la violación a los derechos humanos de los líderes y colombianos en general.

En el llamado que hacen desde la Central Unitaria se exponen tres denuncias principales:

  • La grave situación política que atraviesa Colombia ante el incumplimiento por parte del gobierno de Juan Manuel Santos sobre la implementación de los Acuerdos de La Habana. Estos Acuerdos significan la superación del desgarramiento de la guerra y abren el camino, ahora sí, para la constitución del nuevo poder de las gentes del común. Con su implementación se alcanzan mejoramientos en las condiciones sociales, económicas y políticos de amplios sectores populares en torno a la tierra, la participación política y el mayor desarrollo de la democracia. Existen sectores del gobierno, de la ultraderecha uribista, de los militares y sus aliados, el paramilitarismo, que pretenden volverlos trizas.
  • La ola de asesinatos que se vienen cometiendo contra comunidades campesinas, indígenas y negras, en regiones agrarias donde estos pueblos han tenido que vivir durante años, de cultivos de uso ilícito porque no han contado con el apoyo de los distintos gobiernos para tener el derecho a la tierra y a un trabajo digno que logre erradicar la miseria y la pobreza de las gentes del campo. Sobre esta ola de asesinatos debemos señalar la masacre de 7 campesinos y más de 20 heridos, producida el pasado 5 de octubre en el municipio de Tumaco. Hasta el momento todo indica que estos crímenes fueron cometidos por la fuerza pública; existen informes como el de la Defensoría del Pueblo y de organismos internacionales de la ONU, en los cuales se señala a la fuerza pública como los autores de esta masacre.
  • Los crímenes (aparte de asesinatos) contra líderes sociales, contra defensores de derechos humanos, contra dirigentes políticos de izquierda, contra ex combatientes de las FARC, que hasta el momento ya han asesinado a 20 compañeros pertenecientes al Nuevo partido, el asesinato del líder de la comunidad negra de Tumaco, José Jair Cortés y el atentado en Cali contra el dirigente Comunista y de la Unión Patriótica, abogado y líder sindical, compañero Omar Romero, y que estos crímenes hay que detenerlos YA. No podemos permitir un nuevo genocidio en Colombia como el que se dio años atrás, contra la UP, el Partido Comunista y otras fuerzas políticas revolucionarias.

En el llamado se manifiesta una conclusión clara y directa, luego de detallar cada una de las denuncias anteriores, corresponde a que todo ello está “señalando un momento político delicado y peligroso contra la menguada democracia que existe en este país”.

El llamado va dirigido a “todas las fuerzas sociales, sindicales, democráticas y revolucionarias a preparar las acciones de movilización contra la política antidemocrática, del garrote por parte del ESMAD, neoliberal que agencia el gobierno colombiano y toda la ultraderecha uribista y de todos los pelambres”, dice el texto.

Finalmente se hacen referencia al Paro Nacional que inició este 23 de octubre al que se unen públicamente e invitan de igual forma a participar en las movilizaciones y acciones que se desarrollen en el país, presentando tres fechas de reunión:

Por un lado y que ya se realizó, es la movilización desde la estación del ferrocarril y concentración en la plazoleta de San Francisco en Cali, a partir de la 12 del día, este miércoles 25 de octubre. Para hoy, y desde las nueve de la mañana, se realiza una movilización hacia la plazoleta de San Francisco desde las 9 de la mañana. El lunes 30 de octubre se hará una gran movilización indígena y el miércoles primero de noviembre se tiene prevista una reunión del Comité de Solidaridad de la CUT y toda la Convergencia por la paz, en la sede de la CUT-Valle (Cra. 11 B 22-36 / Barrio Obrero- 3:00 p.m.)

¡SÍ A LA IMPLEMENTACIÓN DE LOS ACUERDOS DE LA HABANA!
¡SÍ A LA DEFENSA DE LA VIDA!
¡SÍ A LA LUCHA POR LA PAZ!

LA UNIDAD ES LA OBLIGACIÓN HISTÓRICA HACIA LA VICTORIA DE TODAS NUESTRAS OBLIGACIONES

Ver Convergencia por la Paz- CUT-