“Fui soñadora y lo reconozco”

Foto: Yidis Medina en la cárcel El Buen Pastor. / Giovanni Moreno C.

Oscar Sevillano (OS): ¿Quienes hacen falta por caer en el proceso de la yidispolítica?

Yidis Medina (YM): El único que falta es el autor intelectual que se llama Álvaro Uribe Vélez, porque fue él quien ordenó los ofrecimientos. En la Casa de Nariño no se mueve ni un solo lápiz sin el visto bueno del Presidente de la República.  En todo esto él ha pasado de agache y los demás, en este caso yo, he pagado las consecuencias de la aprobación fraudulenta de una reelección presidencial.

OS: ¿Se considera una víctima más que responsable de ese fraude?

YM: He sido víctima de montajes y  calumnias; me han tratado de guerrillera y aliada de los paramilitares. Han llegado a decir que secuestré al papá de mi hija, un señor con el que tengo buenas relaciones. Afortunadamente existe una justicia divina y creo que por eso han precluído los procesos que se me han abierto por estas versiones y fui declarada perseguida por la Corte Suprema de Justicia y la Fiscalía General de la Nación.

Desde su prisión en la Cárcel del Buen Pastor en Bogotá, Yidis Medina en entrevista con Oscar Sevillano, reconoce que la ambición desmedida la llevó a prisión y revela que se hicieron  varios montajes en su contra luego de que contó cómo se fraguó la votación en la Cámara de Representantes que le abrió paso a la reelección del presidente Álvaro Uribe Vélez.

OS:¿Si le hubiesen cumplido con el pozo petrolero que le ofrecieron, mantendría su silencio hasta el día de hoy?

YM: Lo que me motivó a sincerarme con el país no fue una promesa incumplida, sino mi seguridad personal. Muchas personas de  la Casa de Nariño me decían “Si usted cuenta la verdad va a aparecer muerta posiblemente en un accidente”.

OS:¿Qué persona o funcionario le decía eso?

YM:Esto me lo decía Iván Díaz Mateus.  Bernardo Moreno me decía que hablar era un peligro, insinuándome que podía sucederme algo. El mismo preguntaba las razones para abrir ese ventilador, cosa de lo que no me arrepiento. Lo del pozo petrolero fue algo que sucedió en momentos en que iba a dar mi declaración a la Corte Suprema de Justicia. Ellos me lo ofrecieron, pero nunca asistí a reunión alguna con empresas petroleras. Esta oferta de una explotación en los Llanos Orientales la hizo Bernardo Moreno, pero no la acepté porque ya había tomado la decisión de hablar con la verdad.

OS:¿Qué opinión tiene hoy del expresidente Álvaro Uribe?

YM: Para mí es una persona que no existe. Trato de pensar lo menos posible en él, porque es un ser mezquino  que solo piensa en tener el poder en sus manos.

OS: Pero es una persona mezquina que Yidis Medina le permitió mantenerse cuatro años más en el poder…

YM: Me equivoqué. Tal vez si yo no hubiera cambiado mi voto para que se modificara la constitución política y darle paso a la reelección presidencial, seguramente los falsos positivos no se hubieran presentado, ni todo lo malo que sucedió entre el 2006 y el 2010. Fui soñadora y lo reconozco y por esto estoy en la cárcel y no me canso de pedirle perdón a Dios.

OS: ¿Qué relación tuvo usted con guerrillas y paramilitares?

YM: Jamás he dicho que no los haya visto, entre otras porque fui víctima de los paramilitares y la guerrilla. Pero lo que si no es cierto es que haya pertenecido o esté vinculada con alguno de ellos. Los jefes de las autodefensas ratifican lo que yo he dicho a través de sus versiones libres cuando se les ha preguntado si Yidis Medina tuvo algún trato con ellos. Con el ELN también me han tratado de vincular contratando a un fotógrafo pagado con dineros del DAS, por montajes que se hicieron desde la cárcel de Itagüí donde se encontraban el Tuso Sierra, etc., quienes confesaron que tenían una fábrica de montajes en esa cárcel auspiciada por el DAS.