Foto: Jaime Arias, director de ACEMI.

Jaime Arias, ex ministro de salud y director de la Asociación Colombiana de Empresas de Medicina Integral ACEMI, en entrevista con el periodista Oscar Fernando Sevillano para Arcoiris.com.co, expone sus apreciaciones sobre la crisis en el sistema de salud y cuestiona a la ex ministra Cecilia López, de quien dice, se equivoca en sus opiniones frente a las EPS y sus relaciones con el Congreso de la República.

Oscar Fernando Sevillano (OFS): ¿Le gusta que se esté pensando en una  reforma estatutaria al sistema de salud?

Jaime  Arias (JA): Desde hace mucho tiempo el país viene sintiendo vacíos en el tema de salud, que solo pueden subsanarse con una reforma estatutaria que permita que los colombianos cuenten con este derecho que es fundamental. Este proyecto redirecciona estos derechos y los ubica donde debe ser.

OFS: Pero no es la primera vez que se intenta tramitar una reforma.

JA:   Es cierto. En 2011, el Gobierno hizo su mayor esfuerzo tratando de sacar adelante una reforma al sistema general de salud, pero éste se le salió de las manos porque los congresistas le colgaron arandelas  que la desvirtuaban. Sin embargo, creo que ya nos llegó el momento de atender la invitación de la Corte Constitucional y, de paso, de enfrentar un debate a este tema en el Congreso de la República.

OFS: La exministra Cecilia López en entrevista con Arcoiris.com.co asegura que el Congreso de la República es el escenario más inadecuado para dar este debate, porque según ella, los congresistas aprovechan este escenario para aceptarles el lobby a las EPS.

JA: Eso no es cierto. Puedo hablar desde mi cargo como director de ACEMI y decir que jamás le he pedido a un congresista que vote a favor o en contra de determinada ley. El motivo de que las visitas de los funcionarios de las EPS al Congreso de la República y a las entidades del Estado es porque deben llevar información propias de sus actividades. Lo que dice la doctora Cecilia López corresponde a esas falacias que se dicen para desprestigiarlas.

 OFS: La Superintendencia de Salud cumple una tarea fundamental dentro del sistema de salud, sin embargo, da la impresión de que se quedó pequeña en comparación con el gigantesco crecimiento económico de algunas EPS. ¿Comparte esta apreciación?

JA: La  Superintendencia de Salud es una entidad que nació pequeña y se quedó pequeña, contrario a lo que sucedió con el sector salud, que creció a pasos agigantados. Ésta debe vigilar no solo a las 70 EPS, sino también a las 15 mil IPS, lo mismo que a las clínicas,  hospitales  y al propio Fosyga. Esta tarea la ejecuta de manera tímida porque no cuenta con la capacidad técnica y económica para llevar a cabo su labor.

OFS: Pero entonces la solución a las crisis en el sistema de salud no será fácil de encontrar, si  se tiene en cuenta que este funciona con una Superintendencia de Salud débil, la mayoría de clínicas y hospitales en quiebra, lo mismo que algunas EPS de carácter público.

 JA: La baja y vigilancia y control es apenas uno de los problemas en el tema de salud y si lo que se quiere es volverla eficiente, pues habría que despolitizarla primero, porque la Superintendencia de Salud ha sido como una especie de animal de caza de los sectores políticos. También se requiere de una regulación clara, transparente y eficaz para continuar con las investigaciones que se llevan a cabo desde la Fiscalía, la Contraloría, etc.

OFS: ¿Si cree que sea bueno que el Gobierno nacional, a través del Ministro de Salud,  desista de presentar un proyecto de reforma a la salud y, en cambio, se haya decidido por apoyar el de dos congresistas? 

JA: El ministro Alejandro Gaviria es un gran conocedor del tema, y a pesar de que ha venido publicando artículos e investigaciones sobre el tema, hay que entender que nunca había estado al frente de una institución relacionada con la salud. Está al frente de una cantidad de responsabilidades, y en eso no hay que improvisar; por lo tanto, es necesario darle un tiempo porque  mal haría si con apenas unos días de haberse posicionado, sale  con proyectos propios sin estar convencido de sus bondades.

OFS: ¿Está de acuerdo con crear un sistema de salud de categoría mixta?

JA: Soy partidario de un sistema mixto, que combine lo público con lo privado. Hay entidades públicas como Caprecom y las privadas que son las EPS, y hay mixtas como la  Nueva EPS, que cuenta con capital del Gobierno nacional y las cajas de compensación. Colombia tiene ese sistema, pero falta incentivarlo y regularlo. El problema es que hoy por hoy, ninguna empresa privada le apuesta a la creación de una EPS porque saben el riesgo que corren.

OFS: ¿Y si está de acuerdo con que se cierre la EPS Capitalsalud por problemas financieros?

JA:   No conozco los  porrmenores del asunto, pero creo que esto se da más bien porque el alcalde Gustavo Petro  no es muy amigo de Capitalsalud por ser de economía mixta, a él le hubiese gustado una EPS de carácter público y a lo mejor pueda hacerlo más adelante, pero no me parece que por el hecho de que esta arroje pérdidas se tomen decisiones apresuradas, cuando todas las EPS tienen esos problemas en estos momentos y están haciendo un gran esfuerzo por salir adelante.

OFS: ¿Comparte la idea de que el Ministerio de Salud ayude a corregir el flujo de fondos?

 JA: Por supuesto. El Ministerio es consciente de que va a llegar el momento en que se deba igualar la unidad de capitación de los dos regímenes.

OFS: Pero esta medida debe ir acompañada por una serie de reformas que corrijan las políticas en materia de salud, para que mañana no nos veamos en la misma situación.

JA: Usted puede corregir ese flujo de fondos, pero cuando tiene que contratar el 60% de sus servicios utilizando vías que son cuestionadas por su nivel de corrupción, no puede esperar mayores resultados, que,  a mi modo de ver, es lo que ocurre con el caso de Capitalsalud.

OFS: ¿Qué cambios ha tenido que implementar en ACEMI para sacarla adelante, luego de los escándalos en que se vio involucrada por acompañas a las EPS en su lobby a congresistas?

JA: A  mi llegada a la dirección de ACEMI está se encontraba envuelta en señalamientos e investigaciones, y he tenido que trabajar fuertemente para demostrarle a los colombianos que las EPS pueden cumplir una tarea interesante, de gran ayuda además, porque son el soporte del sistema general de la salud en nuestro país, y que pueden desarrollar una tarea de manera transparente y de cara a la nación.

OFS: ¿Le gusta la figura de un economista como Alejandro Gaviria en el cargo de Ministro de Salud?

JA: Me parece interesante, entre otras porque no estoy de acuerdo con algunos de mis colegas en el tema de salud, que consideran que el Ministro de esta rama debe ser un médico. Considero que esto es algo que va más allá de la medicina. No lo conozco, pero sé que es una persona seria y que conoce el sector; es bueno además que esté alejado de los vaivenes de la política, que a su vez también es una debilidad porque va a tener que trabajar muy de cerca con este sector, pero es bueno darle un compás de espera y no empezar a criticarlo desde ya.