SOS por el pueblo Awa

Foto: Giovanni Moreno C.

Un informe elaborado por el Observatorio por los Derechos Humanos de los Pueblos Indígenas en Colombia prende las alarmas por la situación de exterminio de los Indígenas Awa en el departamento de Nariño y hace un llamado a los organismos internacionales y a las instituciones del Estado para que tomen medidas efectivas que logren frenar los reiterados ataques a esta etnia.

El documento titulado con el nombre de “SOS a la ONU y la Corte Penal Internacional sobre el exterminio del Pueblo Awa de Colombia”,  da cuenta de los últimos hechos que se han cometido contra estos indígenas por cuenta de los actores armados. Entre los años 2010 y mayo de 2012 se han presentado 9 asesinatos, 2 muertes por minas antipersonales, 7 desapariciones  y 3 casos de  violencia sexual. Todos estos hechos se dan en el piedemonte de la cordillera occidental,  territorio donde hacen presencia Los Rastrojos y Urabeños, la Columna Móvil Daniel Aldana de las Farc y el Frente Comunero del sur del ELN, quienes cometen delitos en el día a día,  intensificando la lucha por el dominio territorial.

Voz de alarma sobre situación de indígenas Awa de Nariño llegó hasta la Corte Penal Internacional. Asesinatos, desapariciones y torturas tienen a esta etnia en una crisis humanitaria sin precedentes.

Análisis del Observatorio de Conflicto Armado de la Corporación Nuevo Arco Iris, dan cuenta de la delicada situación de orden público que se vive en la zona donde habitan los Awa en el departamento de Nariño, más exactamente en territorio cercano al municipio de Barbacoas, en donde los actores armados al margen de la ley quieren imponerse para un mejor control del tráfico de armas, cultivos ilícitos y  minería ilegal. Todos hechos han provocado una crisis de derechos humanos en esta etnia indígena que ha sido acusada por las Farc de ser colaboradores del ejército. El grupo guerrillero en 2009 por ejemplo fue el autor de la desaparición forzada de tres de sus miembros y de la muerte con machetes y cuchillos de diez de ellos, entre los que se encontraban tres mujeres embarazadas.

Según se narra en el documento elaborado el Observatorio por los Derechos Humanos de los Pueblos Indígenas en Colombia y presentado a funcionarios de la Organización de Naciones Unidas y la Corte Penal Internacional, divulgado a través de una rueda de prensa desde Barcelona el pasado 12 de junio, la situación del Pueblo de los Awa en el departamento de Nariño no ha mejorado a pesar de que en marzo de 2011 la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) le otorgó medidas cautelares y la Corte Constitucional ordenó al Estado, en decisiones adoptadas en los años 2009 y 2011, que protegiera a etnias en peligro de extinción, como es el caso de los Awa. Vea el Informe

/ Por Oscar Sevillano