La Comisión Nacional de Reparación y Reconciliación, sede regional Bolívar, inició un proceso de reconciliación en Los Montes de María, El Canal del Dique y Cartagena de Indias, durante el período de diciembre de 2009 hasta diciembre de 2011, creando escenarios de reflexión y análisis en virtud de un contexto de convivencia pacífica, donde participaron víctimas, victimarios, instituciones públicas y privadas, con la finalidad de generar prácticas sociales encaminadas a la reconciliación.

Este proceso tuvo como objetivo establecer criterios sobre un imaginario de reconciliación en clave democrática, en aras del restablecimiento de las confianzas, deslegitimación de la violencia y fortalecimiento del Estado de Derecho.

Lo anterior nació en un contexto transicional, en el marco del proceso de negociación y desmovilización entablado por la administración del presidente Álvaro Uribe, en el año 2005, con las Autodefensas Unidas de Colombia (AUC), donde comienza a debatirse la noción de justicia transicional, sus implicaciones jurídicas para víctimas, actores armados y el Estado colombiano, así como el nacimiento de la Ley de Justicia y Paz y la creación de la Comisión Nacional de Reparación y Reconciliación (CNRR).